¿Me acompañas?
Views
Reciba las notificaciones con las últimas novedades
Loading...Loading...


Categorias

escribe . comparte . inspira

Tu historia es siempre importante. Es única y exclusivamente tuya. Tu vida son experiencias y, a veces, si compartes, inspiras, enseñas, ayudas. ¿Te animas?

Tweets Recientes
¿Me acompañas?
Reciba las notificaciones con las últimas novedades
Loading...Loading...


Inteligencia Emocional en Alicante

No pierdas la esperanza, siempre hay un último tren

febrero 18, 2016.Pedro Atienza.0 Likes.1 Comment

Las hojas secas de otoño correteaban junto a él empujadas por el viento seco y caliente que agrietaba su piel. Daniel, sentado en el viejo banco de aquella vieja estación, anclado en su fracasos, continuaba con la mirada fría y perdida. Su rostro solo reflejaba tristeza, la tristeza de quien no tiene prisa alguna por llegar a ninguna parte, al fin y al cabo, era lo que creía,  ya nadie le esperaba y ni siquiera tenía a dónde ir, ya nada importaba pues, vivido lo vivido, había perdido su último tren. 

Dolor y soledadSon esos momentos en la vida en que te sientes abandonado, olvidado en una vía muerta de la que parece nunca podrás salir. El tren en el que llegamos, sin esperarlo se paró de repente, dejándonos atrapados en un solitario vagón ya sin destino más allá, y ahora, casi sin saber por qué, no hay ningún otro con el que enlazar para proseguir el camino. Se terminaron las oportunidades, se terminaron las ilusiones, estamos solos, es esto un fin sin final.

Y toda esta visión generada como consecuencia de la tristeza ciega y el miedo que nos ahoga, invadiendo y paralizando ambos nuestro ser. Pero la tristeza, no es mala por sí misma, como tampoco lo es el miedo —dos de las emociones básicas según el estudio de la Inteligencia Emocional [1]—. Las emociones nos advierten ante ante aquello que nos pone en peligro, las emociones nos motivan a actuar ante tales peligros y así mismo ante las oportunidades, las emociones nos empujan a tomar decisiones, todas las emociones per se son buenas, las emociones, bien gestionadas,  son garante de supervivencia.

Por ello:

«No deseo que me libres de todos los peligros, sino valor para enfrentarlos. No pido que se apague mi dolor sino coraje para asumirlo. No busco aliados en la batalla, sino fuerza en mí mismo.  No imploro con temor ser salvado, sino esperanza para ir logrando, pacientemente, mi propia libertad» 

Rabindranath Tagore (1861 – 1941)

Por supuesto que el entorno casi nunca lo elegimos. Está ahí, y nosotros inmersos en él. Pero es cada ser con su actitud ante dicho entorno, pero, sobre todo, ante él mismo como persona, asumiendo su responsabilidad ante lo que la vida espera de él, el que elige cómo vivir su propia existencia.

«Lo que el hombre realmente necesita no es vivir sin tensiones, sino esforzarse y luchar por una meta que le merezca la pena» [2].

Viktor Frankl (1905 – 1997)

Desde la filosofía hindú nos llega el conocimiento de «Las Cuatro Leyes de la Espiritualidad», donde la tercera de ellas nos dice: «En cualquier momento que comience es el momento correcto». Esto es: nunca es ni pronto ni tarde; todo comienza en el momento justo. De esta forma, cuando estamos preparados para que lo nuevo entre en nuestras vidas, nuestra nueva vida comienza. Y si me lo permite el lector, me atrevería a añadir: somos nosotros, cada cual, con sus capacidades y aptitudes, pero sobre todo con sus pensamientos y sus actitudes quien elige que las cosas sucedan. No existen las casualidades, existen las causalidades.

Con nuestros pensamientos y actitudes elegimos que las cosas sucedan. Sólo existen causalidades. Clic para tuitear

«El ser humano no es una cosa más entre otras cosas; las cosas se determinan unas a otras; pero el hombre, en última instancia, es su propio determinante» [3]

Viktor Frankl (1905 – 1997)

Espiritualidad haz que las cosas sucedan

pedroatienza_3

Nunca pierdas la esperanza. Siempre serás libre, libre para decidir, y siempre existirá la vieja estación desde donde, desde tu libertad, hasta con el último halo de vida podrás elegir el tren donde continuar tu marcha hacia tu destino final.

«Al hombre se le puede arrebatar todo salvo una cosa: la última de las libertades humanas –la elección de la actitud personal ante un conjunto de circunstancias- para decidir su propio destino. Y allí siempre había ocasiones para elegir (…). Es esta libertad espiritual, que no se nos puede arrebatar, lo que hace que la vida tenga sentido y propósito» [4]

Viktor Frankl

«No pierdas la esperanza, siempre hay un último tren» #InteligenciaEmocional Clic para tuitear[mks_separator style=”dotted” height=”2″]

pedro_atienza_inteligencia_emocional_center

pedroatienza@inteligenciaemocional.center

Telf.: 619217810


 

[1] El número de Emociones Básicas varía según autores y escuelas entre 6 y 10, normalmente. En Inteligencia Emocional Center, así como en  Escuela de Inteligencia trabajamos con 6 Emociones Básicas: alegría, tristeza, enfado, sorpresa, miedo y asco.
[2] Viktor Frankl, El hombre en busca de sentido, Herder Editorial - 1979, ob. cit., p. 148.
[3] Ibid 2, p. 128.
[4] Ibid 2, p. 99 y 100.

 

Pedro Atienza

Máster en Gestión y Administración de Empresas por FUNDESEM Business School. Experto en Inteligencia Emocional y Coaching Ejecutivo por la Universidad Rey Juan Carlos y Escuela de Inteligencia de Madrid. Formado en Relaciones Laborales y Recursos Humanos por la Universidad de Alicante.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebookLinkedIn

Add comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies